Estudios sobre violencia de pareja (publicados en 2009)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Estudios sobre violencia de pareja (publicados en 2009)

Mensaje  PEPE el Lun Dic 21, 2009 10:53 am

Esto es lo que dicen nuestros políticos al unísono, sin que nadie sepa cuál es su fuente de conocimiento:"La violencia de género no es un problema que afecte al ámbito privado. Al contrario, se manifiesta como el símbolo más brutal de la d ...esigualdad existente en nuestra sociedad. Se trata de una violencia que se dirige sobre las mujeres por el hecho mismo de serlo, por ser consideradas, por sus agresores, carentes de los derechos mínimos de libertad, respeto y capacidad de decisión." (Ley de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género, aprobada por unanimidad del Senado y del Congreso de los Diputados el 22 de diciembre de 2004)Y esto es lo que dicen los 53 estudios siguientes, publicados todos ellos en 2009 (a los que pueden unirse los de años anteriores o la recopilación de 230 estudios publicada por AEMA), que tienen en cuenta los comportamientos de ambos miembros de la pareja y cuyos resultados muestran claramente que hombres y mujeres ejercen la violencia en la pareja en proporciones similares:Agreement on Reporting of Physical, Psychological, and Sexual Violence Among White, Black, and Hispanic Couples in the United States (Raul Caetano, Craig Field, Suhasini Ramisetty-Mikler y Sherry Lipsky) (Journal of Interpersonal Violence, 2009; vol. 24; nº 8; pág. 1318-1337) - Estudio basado en las entrevistas realizadas por separado a los miembros de 1.025 parejas adultas de 48 estados de los Estados Unidos. Los datos, analizados en varios estudios anteriores, se presentan aquí desglosados por grupos étnicos (negros, blancos e hispanos). Los resultados de perpetración de violencia son similares para hombres y mujeres en los tres grupos étnicos. El promedio de las tasas de perpetración es del 13% para hombres y mujeres en el caso de la violencia física leve; y del 3,8% para las mujeres y del 3% para los hombres, en el caso de la violencia física grave (cuadro 1). (Estados Unidos, 2009)
Family Violence in Canada: A Statistical Profile 2009 (Statistics Canada, Canadian Centre For Justice Statistics, octubre de 2009) - Informe anual del departamento de estadística del Canadá sobre la violencia familiar, basado en las denuncias presentadas en los puestos de policía en 2007 y precedido de un estudio sobre la situación de los albergues para maltratadas. Según el informe, "la abrumadora mayoría de las víctimas de violencia de pareja siguen siendo las mujeres, que, en 2007, interpusieron más de 8 de cada 10 denuncias ante la policía, en comparación con el 17% correspondiente a los hombres". Sin embargo, al pormenorizar los tipos de violencia denunciada, las víctimas de violencia grave (con resultado de lesiones y heridas) fueron hombres en el 23% de los casos y mujeres en el 13% de los casos, debido, según el estudio, a la más frecuente utilización de armas por las mujeres. En el caso de la violencia leve (empujones, bofetadas, puñetazos e insultos), las mujeres representaron el 63% de las víctimas y los hombres el 61%. (Canadá, 2009)
Examining Symmetry in Intimate Partner Violence Among Young Adults Using Socio-Demographic Characteristics (Lynette M. Renner y Stephen D. Whitney) (Journal of Family Violence, 2009, DOI 10.1007/s10896-009-9273-0) - Estudio basado en una submuestra de la National Longitudinal Study of Adolescent Health (NLSAH) integrada por 4.895 individuos (2.196 varones y 2.699 mujeres), de edades comprendidas entre los 18 y los 27 años (promedio: 22 años), que habían declarado experiencias de violencia en la pareja en la NLSAH. Se evaluaron los niveles de perpetración/victimización y unilateralidad/reciprocidad de la violencia de pareja. En cuanto a la violencia física recíproca, el 58,4% de las mujeres y el 59,8% de los hombres sufrieron agresiones; y el 28,2% de las mujeres y el 28,5% de los hombres sufrieron lesiones. En cuanto a la violencia física no recíproca, el 42,2% de las mujeres y el 45,2% de los hombres sufrieron agresiones, con sendos porcentajes del 10% de lesiones para hombres y mujeres. Y en cuanto a la violencia sexual (definida mediante la pregunta "¿Con qué frecuencia has insistido u obligado a tu pareja a tener relaciones sexuales cuando él/ella no quería?"), el 32,3% de las mujeres y el 31,8% de los hombres fueron víctimas de agresiones recíprocas; y el 27% de las mujeres y el 25% de los hombres fueron víctimas de agresiones no recíprocas. (Estados Unidos, 2009)
Prevalência e fatores associados à violência entre parceiros íntimos: um estudo de base populacional em Lages, Santa Catarina, Brasil, 2007 (Adriana Jaqueline Anacleto, Kathie Njaine, Giana Zarbato Longo, Antonio Fernando Boing y Karen Glazer Peres (Cadernos de Saúde Pública, Rio de Janeiro, 25(4):800-808, abril 2009) - Se entrevistó a 1.042 mujeres de edades comprendidas entre los 20 y los 59 años, que declararon sobre la violencia perpetrada por ellas y sus parejas masculinas durante los últimos 12 meses. Según sus declaraciones, los porcentajes perpetración de violencia verbal fueron del 76,8% para las mujeres y del 71,5% para los hombres; los porcentajes de perpetración de violencia física leve fueron del 13'7% para las mujeres y del 9,8% para los hombres; y los porcentajes de perpetración de violencia física grave fueron del 6,8% para las mujeres y del 5,6% para los hombres. (Brasil, 2009)
Violence between parents reported by male and female university students: prevalence,severity, chronicity and mutuality (Murray A Straus) (Journal of Aggression, Conflict and Peace Research, Vol. 1, Nº 1, abril 2009) - Estudio realizado sobre una muestra de 1.313 alumnos de la Universidad de New Hampshire (EE.UU.), de los que el 72% eran mujeres (en correspondencia con la composición por sexos de los cursos de Psicología) y que declararon sobre la violencia interparental presenciada en el hogar. En conjunto, las madres resultaron perpetradoras del 14,1% de la violencia global y del 6,9% de la violencia grave; y los padres resultaron perpetradores del 13% de la violencia global y del 7,5% de la violencia grave. En cuanto a la reciprocidad de la violencia, aunque la pauta más común fue la bidireccionalidad, la violencia unidireccional fue perpetrada en mayor medida por la madre. (Estados Unidos, 2009)
Nonviolent Aspects of Interparental Conflict and Dating Violence Among Adolescents (Jeanne M. Tschann, Lauri A. Pasch, Elena Flores, Barbara VanOss Marin, E. Marco Baisch and Charles J. Wibbelsman) (Journal of Family Issues, 2009, Vol. 30, Nº 3, págs. 295-319) - Estudio basado en las declaraciones de 223 jóvenes de 16 a 20 años, en el contexto de un estudio familiar con participación de padres y madres y seguimiento en varias etapas. En entrevistas celebradas a los 12 meses del estudio familiar inicial, los jóvenes que habían tenido pareja (n = 150, 52% mujeres) declararon sobre la violencia perpetrada y sufrida en los 6 meses anteriores, con el resultado siguiente: el 27% de las mujeres y el 24% de los hombres se declararon perpetradores de violencia física contra sus parejas; y el 22% de las mujeres y el 33% de los hombres se declararon víctimas de la violencia física ejercida por sus parejas. (Estados Unidos, 2009)
La prevención de la violencia en la relación amorosa entre adolescentes a través del taller «La Máscara del Amor» (Vicente Garrido Genovés y Mar Casas Tello) (Revista de Educación, 349. Mayo-agosto 2009, pp. 335-360) - Este estudio forma parte de un programa cuya idea directriz es "prevenir la violencia contra la mujer en las relaciones afectivas [...] sin que los alumnos varones se sientan estigmatizados". La muestra se compuso de 564 alumnos de 4º de ESO del municipio de Telde (Gran Canaria), de una edad media de 15,5 años y en la que el 57'9% fueron chicas. El programa fue aplicado por monitoras de la Concejalía de la Mujer del Ayuntamiento de Telde. Las chicas se declararon víctimas de abuso psicológico (insultos, humillaciones) en mayor proporción que los chicos. En cambio, los chicos sufrieron niveles notablemente superiores de agresiones físicas (bofetones y patadas). Los autores concluyen que "los chicos presentan un mayor abuso físico, probablemente porque en la cultura juvenil está muy mal visto ejercer la violencia física con las chicas, mientras que éstas hallan en la bofetada una conducta socialmente más apropiada. Como ya sabemos, en la edad adulta las tornas se cambian, y la violencia física más grave la pasan a ejercer los varones (Garrido, 2001)." [La fuente de autoridad a la que se refieren es la publicación: GARRIDO, Vicente: Amores que matan: Acoso y violencia contra las mujeres]. (España, 2009)
Self-reported juvenile delinquency in Finland 1995–2008 (National Research Institute of Legal Policy, Research Report No. 246, Helsinki 2009) - En el estudio se valoran, entre otros aspectos, las experiencias de violencia de pareja en adolescentes, sobre una muestra de 5.836 individuos. En conjunto, los chicos declaran niveles de victimización muy superiores a las chicas. El 9% de los chicos y el 2% de las chicas declaran haber sido golpeados con el puño o el pie, o con objetos duros, por sus parejas. El 22% de los chicos y el 6% de las chicas declaran haber sido abofeteados por sus parejas. (Finlandia, 2009)
A Cluster Analytic Investigation of School Violence Victimization Among Diverse Students (Erika D. Felix, Michael J. Furlong y Greg Austin) (Journal of Interpersonal Violence 2009; vol. 24; nº 10; pp. 1673-1695) - Estudio basado en los datos de la California Healthy Kids Survey, instrumento de vigilancia administrado a una muestra de 70.600 alumnos de enseñanza media del estado de California. A la pregunta "Durante los últimos 12 meses, ¿te ha agredido físicamente tu novio/novia?" respondieron afirmativamente el 5% de los chicos y el 4,3% de las chicas. (Estados Unidos, 2009)
Physical Dating Violence Norms and Behavior Among Sixth-Grade Students From Four U.S. Sites (Thomas R. Simon, Shari Miller, Deborah Gorman-Smith, Pamela Orpinas y Terri Sullivan) (Journal of Early Adolescence, 2009, doi: 10.1177/0272431609333301) - Estudio basado en una muestra de 5.404 adolescentes de sexto grado. Dentro del grupo que había tenido una relación sentimental durante los tres meses anteriores, el 31,4% de las chicas y el 26,4% de los chicos declararon haber perpetrado violencia física contra su pareja, mientras que el 53,7% de los chicos y el 27,4% de las chicas declararon haber sido víctimas de agresiones físicas perpetradas por sus parejas. En las preguntas se les pidió expresamente que excluyeran de sus declaraciones la violencia ejercida en defensa propia. (Estados Unidos, 2009)
Mental Health Correlates of Intimate Partner Violence in Marital Relationships in a Nationally Representative Sample of Males and Females (T.O. Afifi, H. MacMillan, B.J. Cox, G. Asmundson, M.B. Stein y J. Sareen) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, Vol. 24, Nº 8, págs. 1398-1417) - Datos procedentes de la National Comorbidity Survey de los Estados Unidos, obtenidos a partir de una muestra de 5.692 individuos representantiva de la población estadounidense. El 15,2% de las mujeres y el 20,3% de los hombres se declararon víctimas de la violencia perpetrada por su pareja actual. (Estados Unidos, 2009)
Violence against Children and Adolescents in Finland (Noora Ellonen, Juha Kääriäinen, Venla Salmi y Heikki Sariola) (National Research Institute of Legal Policy, 2009) - Resumen en inglés de la encuesta aplicada a una muestra nacionalmente representativa de alumnos de secundaria que, entre otros aspectos, declaran sobre la violencia presenciada en el hogar. Textualmente, las conclusiones son las siguientes: "Los hijos presencian violencia de la madre contra el padre o del padre contra la madre en igual medida. Estos resultados están en desacuerdo con el concepto de violencia de pareja predominante en Finlandia. En general, las medidas preventivas se han basado en el supuesto de que el perpetrador de la violencia es el hombre, y de que las mujeres y los niños son las víctimas... Los resultados de este estudio demuestran que la realidad no es tan simple. No sólo no existe diferencia significativa en cuanto a la violencia infligida a los hijos por el padre y la madre, sino que la violencia de pareja presenciada por los hijos se distribuye por igual entre ambos sexos." (Finlandia, 2009)
Prevalence and demographic correlates of intimate partner violence in Asian Americans (Doris F. Chang, Biing-Jiun Shen y David T. Takeuchi) (International Journal of Law and Psychiatry 32 (2009) 167–175) - Datos obtenidos a partir de una muestra de 1470 estadounideses adultos de origen asiático (707 hombres y 763 mujeres), casados o en convivencia con una pareja heterosexual. Una vez cruzados los porcentajes de perpetración y victimización declarados, la violencia global sufrida por las mujeres (12,4%) es inferior a la sufrida por los hombres (15,5%), y la violencia grave sufrida por las mujeres (1,6) es también inferior a la sufrida por los hombres (2,5). En cuanto a la iniciación de los conflictos, la mayoría de los encuestados consideraron que no estaba claro quién era el iniciador; el resto de los encuestados declaró proporciones similares de iniciación de las agresiones para ambos sexos (el 19,9% de los hombres y el 21,8% de las mujeres admitieron que solían ser los iniciadores de las agresiones; y el 15% de los hombres y el 24% de las mujeres indicaron que los iniciadores eran los cónyuges.) (Estados Unidos, 2009)
Prevalence and Correlates of Adolescent Dating Violence in Bangkok, Thailand (Penchan Pradubmook-Sherer ) (Journal of Sociology and Social Welfare, 2009, vol. 36, no1, pp. 9-37) - Estudio aplicado a una muestra de 1.296 jóvenes de edades comprendidas entre los 14 y los 19 años. Los niveles de violencia física sufrida a manos de la pareja fueron similares para los chicos (41,9%) y para las chicas (41,2%). Los niveles de violencia verbal y emocional sufrida fueron ligeramente más altos para los chicos (49,2%) que para las chicas (46,7%). (Tailandia, 2009)
Official Incidents of Domestic Violence: Types, Injury, and Associations With Nonofficial Couple Aggression (Capaldi, Deborah M.; Shortt, Joann Wu; Kim, Hyoun K.; Wilson, Jane; Crosby, Lynn; Tucci, Shivan (Violence and Victims, 2009, Vol. 24, Nº 4, pp. 502-519) - Estudio longitudinal basado en una muestra inicial de 206 hombres procedentes de entornos con alta incidencia delictiva y sus parejas, con cuatro seguimientos en un intervalo de doce años (1991-2002). Sobre la base de esa muestra y ese marco temporal, se detectan 47 incidentes de violencia de pareja con intervención de la policía. En el 85% de los casos, el arrestado fue el varón, en el 6% la mujer, y en el 9% ambos. Aunque según los registros policiales, los hombres ejercían oficialmente más violencia que las mujeres, los datos extraoficiales obtenidos mediante el seguimiento particular de la encuesta demostraron que la violencia perpetrada por los hombres no era más frecuente ni más grave que la perpetrada por sus parejas femeninas. En cuanto a la totalidad de la muestra (es decir, con inclusión de los individuos no afectados por arrestos policiales), las mujeres mostraron mayores niveles de agresión hacia sus parejas que los hombres, aunque los niveles de gravedad de las agresiones fueron similares. Por consiguiente, concluyen los autores, "la idea de que las parejas involucradas en incidentes oficiales de violencia de pareja se caracterizan predominantemente por la violencia unilateral del hombre a la mujer no se ajusta a los resultados del estudio". (Estados Unidos, 2009).
Gender Variations in Dating Violence and Positive Conflict Resolution Among Mexican Adolescents (Antônio, Tiago; Hokoda, Audrey) (Violence and Victims, Vol. 24, Nº 4, pp. 533-545) - Estudio aplicado a una muestra de 285 adolescentes, alumnos de enseñanza media, residentes en un contexto urbano de clase media del norte de México. Como promedio, el 5,23% de las chicas y el 3,23% de los chicos declararon que habían ejercido violencia física (arrojar objetos, dar patadas, golpear, dar puñetazos, dar bofetadas, empujar o ahogar) contra sus parejas, al menos una vez durante el último año. Además, el 3,5% de las chicas y el 2,6% de los chicos declaró haber repetido el maltrato físico de tres a cinco veces, y el 1% de los chicos y de las chicas declaró haberlo repetido más de seis veces durante el último año. (México, 2009)
At-Risk and Maltreated Children Exposed to Intimate Partner Aggression/Violence: What the Conflict Looks Like and Its Relationship to Child Outcomes (D.J. English, J.C. Graham, R.R. Newton, T.L. Lewis, R. Thompson, J.B. Kotch y C. Weisbart) (Child Maltreatment, 2009, Vol. 14, Nº 2, págs. 157-171) - Datos procedentes del programa Longitudinal Studies of Child Abuse and Neglect (LONGSCAN), en cuyo marco se aplican entrevistas cada dos años a una muestra de hogares con riesgo de maltrato infantil distribuidos en cinco regiones de los Estados Unidos. El presente estudio se basa en las declaraciones de las mujeres sobre la violencia perpetrada en 554 hogares. Entre otros aspectos, se miden los niveles de perpetración y de unilateralidad y reciprocidad de la violencia en la pareja. "Las mujeres declararon una prevalencia de perpetración de violencia grave dos veces superior a la de sus parejas masculinas (15,3% vs. 7,7%) y una probabilidad de entablar agresiones graves cuatro veces superior a sus parejas masculinas (12,8% vs. 3,3%)". Se perpetró violencia unilateral masculina en 24 parejas y violencia unilateral femenina en 77 parejas. (Estados Unidos, 2009)
Gender Differences in Violence Exposure among University Students Attending Campus Health Clinics in the United States and Canada (Elizabeth M. Saewyc, David Brown, MaryBeth Plane, Marlon P. Mundt, Larissa Zakletskaia, Jennifer Wiegel y Michael F. Fleming) (Journal of Adolescent Health, doi:10.1016/j.jadohealth.2009.03.024 (mayo 2009). Encuesta aplicada a 2.091 alumnos universitarios con ocasión de exploraciones médicas rutinarias, en la que se les preguntó por la violencia sufrida durante los últimos seis meses. En lo que respecta a la violencia de pareja, la proporción de mujeres que se declaran víctimas de maltrato emocional (45,5%) o físico (23,7%) es similar a la proporción de hombres que se declaran víctimas de maltrato emocional (50%) o físico (20,9%). Los autores concluyen: "la mayor parte de las directrices que recomiendan investigar la violencia de pareja se centran exclusivamente en las mujeres; sin embargo, los resultados de nuestro estudio indican que los hombres están igualmente expuestos a sufrir violencia a manos de sus parejas" (pág. 7) (Estados Unidos y Canadá, 2009)
Problem Drinking, Unemployment, and Intimate Partner Violence among a Sample of Construction Industry Workers and their Partners (Carol B. Cunradi , Michael Todd, Michael Duke y Genevieve Ames) (Journal of Family Violence, Vol. 24, Nº 2) - Encuesta aplicada a 848 trabajadores de las construcción y sus parejas. Aproximadamente, el 20% de las parejas declararon violencia del hombre contra la mujer; y el 24% de las parejas declaró violencia de la mujer contra el hombre. En el artículo Agreement on Intimate Partner Violence Among a Sample of Blue-Collar Couples (Carol B. Cunradi, Melina Bersamin y Genevieve Ames) (Journal of Interpersonal Violence, vol. 24, nº 4, 551-568), publicado también en 2009, se analizan los resultados del mismo estudio desde el punto de vista de la coincidencia o discrepancia de los datos aportados por las parejas entrevistadas. Ambos miembros de la pareja declaran violencia del hombre contra la mujer en el 6,7% de los casos, y de la mujer contra el hombre en el 7,2% de los casos.(Estados Unidos, 2009)
Dating violence among school students in Tanzania and South Africa: Prevalence and socio-demographic variations (Annegreet G. Wubs, Leif E. Aarø, Alan J. Flisher, Sheri Bastien, Hans E. Onya, Sylvia Kaaya y Catherine Mathews) (Scandinavian Journal of Public Health, 2009; 37(Suppl 2): 75–86) - Los datos de este estudio se reunieron a lo largo de un período de 14 meses en centros de enseñanza media de Ciudad del Cabo y Mankweng (Sudáfrica) y Dar es Salaam (Tanzanía) mediante la aplicación de cuestionarios semestrales a una muestra final de 6.979 individuos. Los chicos presentaron niveles significativamente mayores de perpetración y victimización respecto de casi todo tipo de comportamientos, por lo que, según los autores, "los resultados son ambiguos y difíciles de interpretar". Si se cruzan los porcentajes declarados por ambos sexos para los distintos comportamientos (cuadro 1) y se hace el promedio, el 8,7% de los chicos y el 10,3% de las chicas fueron víctimas de agresiones. En cuanto a la pregunta general "¿Te ha pegado alguna vez tu pareja?", respondieron afirmativamente el 15,5 de los chicos y el 14,5 de las chicas. (Sudáfrica y Tanzanía, 2009)
Violence in Juvenile Dating Relationships Self-Reported Prevalence and Attitudes in a Portuguese Sample (Carla Machado, Sónia Caridade y Carla Martins) (Journal of Family Violence, DOI 10.1007/s10896-009-9268-x, julio de 2009) - Estudio de la violencia de pareja realizado sobre una muestra nacional de 4.667 participantes de edades comprendidas entre los 13 y los 29 años. Los datos se reunieron en ocho universidades, 12 institutos de enseñanza media y 16 escuelas profesionales. En lo que respecta a la violencia física total, los porcentajes cruzados de perpetración y victimización arrojan tasas de perpetración de violencia más altas en las mujeres (55,2%) que en los hombres (44,8%), si bien los porcentajes de perpetración de violencia física grave son más altos en los hombres (53,2%) que en las mujeres (46,8%). Las autoras concluyen: "Más mujeres que hombres declaran maltrato (general, emocional y físico) sobre sus parejas, y el género (femenino) se presenta como un predictor significativo de perpetración de violencia". (Portugal, 2009)
Persistence and Desistance of the Perpetration of Physical Aggression Across Relationships - Findings From a National Study of Adolescents (Daniel J. Whitaker, Brenda Le y Phyllis Holditch Niolon) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, doi:10.1177/0886260509334402) - Estudio basado en el National Longitudinal Study on Adolescent Health, con datos procedentes de una muestra de 6.446 jóvenes de edades comprendidas entre los 18 y los 26 años que informaron sobre sus dos últimas relaciones sentimentales. Las mujeres fueron perpetradoras de más violencia que los hombres, tanto en la primera relación (24,5% vs. 11,1%) como en la segunda (21,3% vs. 9,8%). (Estados Unidos, 2009)
Partner Violence and Sexual Jealousy in China: A Population-Based Survey (Tianfu Wang, William L. Parish, Edward O. Laumann y Ye Luo) (Violence against Women 2009; vol. 15; nº 7; págs. 774-798) - Encuesta nacional aplicada a una muestra de 3.806 individuos, representativa de la población china de 20 a 64 años. En conjunto de la muestra total, el 5% de las mujeres y el 4% de los hombres sufrieron agresiones físicas no recíprocas a manos de sus parejas, y otro 2% participó en agresiones recíprocas. A la edad de 30 años, el 7,7% de las mujeres y el 6,8% de los hombres sufrieron agresiones físicas no recíprocas, y el 4,4% experimentó agresiones recíprocas. (China, 2009)
Perpetration of Intimate Partner Aggression by Men and Women in the Philippines: Prevalence and Associated Factors (Donna L. Ansara y Michelle J. Hindin) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, vol. 24, nº 9, págs. 1579-1590) - Estudio basado en los datos de la encuesta longitudinal 2002 Cebu Longitudinal Health and Nutrition Survey. La muestra utilizada para el presente estudio está compuesta por 1.861 mujeres casadas o emparejadas, en su mayoría de edades próximas a los 45 años. El 26% de las mujeres declararon que, durante el último año, ellas o sus parejas habían perpetrado, como mínimo, un acto de agresión física, siendo las mujeres perpetradoras de mayores niveles de violencia unilateral (9,9%) que los hombres (5,9%). En cambio, dentro del grupo que declaró algún tipo de violencia, el 3,4% de las mujeres causó a su pareja lesiones que necesitaron atención médica, mientras que 7,3% de las mujeres sufrió lesiones que requirieron atención médica. (Filipinas, 2009)
Gender Symmetry, Sexism, and Intimate Partner Violence (Christopher T. Allen, Suzanne C. Swan y Chitra Raghavan) (Journal of Interpersonal Violence 2009; vol. 24; nº 11; pág. 1816-1834) - Estudio basado en una muestra de 92 hombres y 140 mujeres, todos ellos alumnos universitarios de 18 y 19 años de edad. El 55% de las mujeres y el 41% de los hombres declararon haber perpetrado violencia contra sus parejas; y el 47% de las mujeres y el 37% de los hombres declararon haber sido víctimas de violencia a manos de sus parejas. (Estados Unidos, 2009)
Physical and sexual intimate partner violence and reported serious psychological distress in the 2007 BRFSS (Valerie J. Edwards, Michele C. Black, Satvinder Dhingra, Lela McKnight-Eily y Geraldine S. Perry) (International Journal of Public Health, 54 (2009), S37–S42, DOI 10.1007/s00038-009-0005-2) - En este estudio se muestran los resultados de la encuesta oficial del Behavioral Risk Factor Surveillance System (BRFSS) 2007 correspondientes a tres estados ((Hawaii, Nebraska, y Virginia) de los Estados Unidos. La muestra conjunta, representativa de la población adulta, está integrada por de 5.985 hombres y 9.335 mujeres. En la evaluación de la violencia física se incluyen las amenazas y conatos de agresión, y el período abarcado es toda la vida de los encuestados. Globalmente, el porcentaje de víctimas femeninas (19,9%) es casi el doble que el de víctimas masculinas (10,9%). En cambio, si se considera únicamente la violencia física, el porcentaje de víctimas femeninas (9,4%) es sólo ligeramente superior al de víctimas masculinas (7,8%). (Estados Unidos, 2009)
Intimate Partner Violence and Contribution of Drinking and Sociodemographics: The Brazilian National Alcohol Survey (Marcos Zaleski, Ilana Pinsky, Ronaldo Laranjeira, Suhasini Ramisetty-Mikler y Raul Caetano) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, anticipo editorial en línea, doi:10.1177/0886260509334396) – Se entrevistó a una muestra de 1.445 hombres y mujeres casados o en cohabitación para estimar la prevalencia de la violencia de pareja. Los niveles de perpetración de violencia de hombres contra mujeres fueron del 10,7%, y los niveles de perpetración de violencia de mujeres contra hombres fueron del 14,6%. (Brasil, 2009)
Like Parent, Like Child: Intergenerational Transmission of Partner Violence in Cebu, the Philippines (Jessica A. Fehringer, Michelle J. Hindin) (Journal of Adolescent Health, 2009 (Vol. 44, Nº 4, 363-371) – Según los datos procedentes del estudio "Cebu Longitudinal Health and Nutrition Survey in Cebu, the Philippines", obtenidos en 1994, 2002 y 2005 mediante el seguimiento longitudinal de una muestra de 472 jóvenes casados o en cohabitación, la prevalencia de la perpetración de violencia de pareja fue del 55,8% para las mujeres y del 25,1% para los hombres, mientras que la prevalencia de la victimización fue del 27,7% para las mujeres y del 30,5% para los hombres. (Filipinas, 2009)
Alcohol Use and Perceived Social and Emotional Consequences Among Perpetrators of General and Sexual Aggression (Cynthia A. Stappenbeck y Kim Fromme) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, doi:10.1177/0886260509334399) - Estudio realizado sobre una muestra de 2.941 universitarios (59% de ellos, mujeres), para determinar la relación entre consumo de alcohol y violencia de pareja perpetrada durante los 3 meses anteriores. El 61% de los perpetradores de agresiones verbales y físicas y el 52% de de los perpetradores de agresiones sexuales fueron mujeres. La violencia de los hombres estuvo más asociada al consumo de alcohol que la de las mujeres. (Estados Unidos, 2009)
British Crime Survey 2007/2008. En el informe general de esta prestigiosa encuesta, publicado en julio de 2008, se indica que los datos más fiables sobre violencia doméstica son los obtenidos mediante cuestionario autocompletado en ordenador, en lugar de las entrevistas personales utilizadas para el resto de la encuesta, y se anuncia el análisis de esos datos en un futuro informe (pág. 67). Utilizamos, por lo tanto, los datos de ese segundo informe, publicado a comienzos de 2009. En el cuadro 3.02 se resumen los datos relativos a la violencia de pareja, según los cuales, los porcentajes de violencia física total sufrida durante los doce meses anteriores fueron del 2,2% para las mujeres y del 2% para los hombres, al tiempo que los porcentajes de violencia física grave sufrida en ese período fueron del 1,5% para las mujeres y del 1,4% para los hombres. (Reino Unido, 2009)
A Cluster Analytic Investigation of School Violence Victimization Among Diverse Students (Erika D. Felix, Michael J. Furlong y Greg Austin) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, anticipo editoria en línea, doi:10.1177/0886260509331507) - Muestra de 70.600 alumnos de enseñanza secundaria del estado de California. "Casi el 5% de los alumnos declaró haber sido víctima de violencia física a manos de su pareja [...] Chicos y chicas declararon niveles similares de violencia de pareja" (pág. 9). "Al igual que en estudios anteriores (Gray&Fosey), pero contrariamente a las expectativas sociales, el estudio demostró que chicos y chicas habían experimentado niveles similares de violencia de pareja" (pág. 16). (Estados Unidos, 2009)
Dating Violence Among High School Students in Southeastern North Carolina (Yeoun Soo Kim-Godwin, Carrie Clements, Ashley M. McCuiston y Jane A. Fox) (Journal of School Nursing, 2009, vol. 25 Nº 2, págs. 141-151) - Estudio basado en los datos de la Youth Risk Behavior Survey (YRBS) de 2005 y 2007 relativos a sendas muestras de 375 y 372 alumnos de secundaria de 13 a 18 años. Entre otros aspectos, se estudió la violencia de pareja sufrida durante los doce meses anteriores. En 2005, el 15% de los chicos y el 8% de las chicas declararon haber sido agredidos físicamente por sus parejas. En cambio, en 2007, el 9,7% de los chicos y el 15,6% de las chicas declararon haber sido agredidos físicamente por sus parejas. Los niveles de violencia sexual (definida como "haber sido forzado físicamente a tener relaciones sexuales cuando no quería") fueron similares para ambos sexos (en torno al 10%) en las dos evaluaciones. (Estados Unidos, 2009)
Intimate Partner Violence Among Hispanic Men and Women: The Role of Drinking, Neighborhood Disorder, and Acculturation-Related Factors (Cunradi, Carol B.) (Violence and Victims, Volume 24, Number 1, 2009 , pp. 83-97(15)) – En una submuestra de 1.148 hombres y 1.399 mujeres hispanos participantes en la 2000 National Household Survey on Drug Abuse, los niveles de perpetración de violencia de pareja declarados por los hombres (6,1%) fueron algo inferiores a los declarados por las mujeres (6,5%), mientras que los niveles de victimización declarados por los hombres (8,8%) fueron superiores a los declarados por las mujeres (7,8%). (Estados Unidos, 2009)
Is Psychological Aggression as Detrimental as Physical Aggression? The Independent Effects of Psychological Aggression on Depression and Anxiety Symptoms (Lawrence, Erika; Yoon, Jeungeun; Langer, Amie; Ro, Eunyoe) (Violence and Victims, Volume 24, Number 1, 2009 , pp. 20-35(16)) – Muestra de 103 parejas de recién casados a los que se evaluó cuatro veces durante los tres primeros años de matrimonio. Como promedio, maridos y esposas declararon niveles moderados de violencia psíquica, y no se constataron diferencias en función del sexo respecto de las tasas de prevalencia o los niveles de victimización. En cuanto a la violencia física, el 44% de los maridos y el 52% de las esposas emprendieron agresiones contra sus parejas. (Estados Unidos, 2009)
No One Type of Intimate Partner Abuse: Exploring Physical and Non-Physical Abuse Among Intimate Partners (Maureen Outlaw) - (Journal of Family Violence, 2009, anticipo editorial en línea, DOI 10.1007/s10896-009-9228-5) – Utilizando los datos de la encuesta sistematizada por Tjaden y Thoennes (1998), este estudio examina la prevalencia de diferentes tipos de maltrato no físico. Según esos datos, el maltrato no físico de pareja es más frecuente que el físico y no muestra diferencias significativas en función del sexo, como suele creerse. Hay datos concluyentes que demuestran que algunos tipos de maltrato no físico constituyen claros factores de riesgo de maltrato físico y violencia más frecuente contra quienes son ya víctimas de maltrato, pero tampoco estos datos son diferentes en función del sexo. (Estados Unidos, 2009)
Mutual Partner Violence Mental Health Symptoms Among Female and Male Victims in Four Racial/Ethnic Groups (Moisés Próspero y Miseong Kim) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, anticipo editorial en línea, doi:10.1177/0886260508327705) – Estudio aplicado a una muestra de 676 universitarios. En contradicción con los detractores de las CTS como instrumento que no permitiría discernir los porcentajes de violencia defensiva femenina, este estudio permitió constatar que hombres y mujeres utilizaban conductas de coacción y comportamientos de violencia física y sexual hacia sus parejas, por lo que es posible que tanto hombres como mujeres utilicen la violencia para controlar a sus parejas (pág. 14). Según sus conclusiones, los comportamientos de coacción o violencia en las relaciones de pareja no son únicamente unidireccionales ni en ellos los hombres ejercen de perpetradores y las mujeres de víctimas, sino que "la mayor parte de las relaciones violentas se explican por una violencia mutua" (pág. 16). (Estados Unidos, 2009)
The Longitudinal Association of Adolescent Dating Violence With Psychiatric Disorders and Functioning (Adrienne Brown, Elizabeth Cosgrave, Eóin Killackey, Rosemary Purcell, Joe Buckby y Alison R. Yung) (Journal of Interpersonal Violence, anticipo editorial en línea, doi:10.1177/0886260508327700) – Se evaluó la violencia de pareja en una muestra final de 98 jóvenes de 15 a 24 años (54% mujeres) a los que se realizó un seguimiento longitudinal durante seis meses. A la pregunta "Durante los doce últimos meses, tu pareja te golpeó, abofeteó o agredió físicamente adrede", respondieron afirmativamente el 11,3% de las mujeres y el 15,6% de los hombres. (Australia, 2009)
Psychosocial Correlates of Physical Dating Violence Victimization Among Latino Early Adolescents (Fang A. Yan, Donna E. Howard, Kenneth H. Beck, Teresa Shattuck y Melissa Hallmark-Kerr) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, anticipo editorial en línea, doi:10.1177/0886260509336958) - Encuesta anónima aplicada a una muestra de conveniencia integrada por 322 adolescentes latinos de 11 a 13 años. En conjunto, el 13,5% de los encuestados se declararon víctimas de violencia física de pareja durante el año anterior. La prevalencia fue el 14,4% para las chicas y del 12,9% para los chicos. (Estados Unidos, 2009)
Sex-Symmetric Effects of Coercive Behaviors on Mental Health?: Not Exactly (Moisés Próspero) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, Vol. 24, Nº 1, págs. 128-146) - Estudio basado en una muestra de 573 universitarios (edad media: 21,4 años) a los que se preguntó por la violencia de pareja sufrida durante el año inmediatamente anterior. Se declararon víctimas de violencia física el 46,4% de las mujeres y el 41,9% de los hombres. Asimismo, los hombres y las mujeres se declararon víctimas de violencia verbal y sexual y de comportamientos de coacción (coacción económica, amenazas, intimidación, coacción emocional y aislamiento) en proporciones muy similares. (Estados Unidos, 2009)
Violence Between Therapy-Seeking Veterans and Their Partners: Prevalence and Characteristics of Nonviolent, Mutually Violent, and One-Sided Violent Couples (Andra L. Teten, Michelle D. Sherman y Xiaotong Han) (Journal of Interpersonal Violence 2009; vol. 24; nº 1; págs. 111-127) - Estudio basado en una muestra de 184 parejas sometidas a terapia relacional. En todas ellas, el varón era veterano del ejército al que se le había diagnosticado trastorno de estrés postraumático. En lo que respecta a la prevalencia de la violencia de pareja, las parejas se clasificaron en tres grupos: sin violencia (44%), con violencia recíproca (26%) y con violencia unidireccional (30%). En las parejas con violencia unidireccional, los niveles de perpetración fueron del 56% para los hombres y del 44% para las mujeres. (Estados Unidos, 2009)
Parenting and Violence Toward Self, Partners, and Others Among Inner-City Young Adults (Lydia O’Donnell, Ann Stueve y Athi Myint-U) (American Journal of Public Health, 2009, Vol. 99, Nº 12, págs. 2255-2260) - Estudio longitudinal basado en las declaraciones realizadas en 2005-2007 por una muestra de 990 jóvenes adultos constituida en 1995, cuando los entrevistados cursaban enseñanza secundaria, en el marco del Reach for Health Study de Nueva York. La edad media de los entrevistados fue de 23,5 años. El 19,2% de los hombres se declararon perpetradores de violencia física contra sus parejas, en comparación con el 17.1% de las mujeres. (Estados Unidos, 2009)
Comparisons of Intimate Partner Violence Among Partners in Same-Sex and Opposite-Sex Relationships in the United States (John R. Blosnich y Robert M. Bossarte) (American Journal of Public Health, 2009, vol. 99, Nº 12, págs. 2182-2184) - Los datos analizados proceden de la encuesta del Behavioral Risk Factor Surveillance System (ediciones de 2005, 2006 y 2007) y corresponden a los 7.998 participantes que se declararon víctimas de violencia de pareja en esa encuesta. Dentro de ese grupo, que se desglosa por parejas heterosexuales y homosexuales, 88,8% de las mujeres se declararon víctimas de agresiones físicas perpetradas por sus parejas masculinas, y el 97,2% de los hombres se declararon víctimas de agresiones físicas perpetradas por sus parejas femeninas. (Estados Unidos, 2009)
Early exposure to violence, domestic violence, attachment representations, and marital adjustment (Natacha Godbout, Donald G. Dutton, Yvan Lussier y Stéphane Sabourin) (Personal Relationships, 16 (2009), 365–384) - Estudio basado en una muestra de 315 hombres y 329 mujeres en relaciones estables de pareja durante los últimos siete años, como promedio. La muestra se constituyó mediante marcado telefónico aleatorio en la provincia canadiense de Quebec. El 31% de las mujeres y el 23% de los hombres se declararon perpetradores de violencia física contra sus parejas durante el año anterior. Los porcentajes de perpetración de violencia psicológica fueron del 86% para las mujeres y del 80% para los hombres. (Canadá, 2009)
Violent attitudes and mental health symptoms among mutually violent Ghanaian couples (Moisés Próspero, Peter Dwumah y Kwadwo Ofori-Dua) (Journal of Aggression, Conflict and Peace Research, 2009, vol. 1, nº 2, págs. 16-23) - Estudio basado en una muestra de 358 universitarios de Ghana (edad media, 27 años; 51% de mujeres) que durante el último año habían mantenido relaciones de pareja. Los hombres declaran mayores niveles de perpetración de violencia, pero no se aprecian diferencias significativas entre hombres y mujeres en las declaraciones sobre la violencia sufrida a manos de sus parejas (victimización) o sobre la utilización de comportamientos de control. (Ghana, 2009)
Drug Use and Intimate Partner Violence Among College Students: An In-Depth Exploration (Erin L. Nabors) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, doi:10.1177/0886260509340543) - Estudio sobre la relación entre el consumo de drogas y las violencia de pareja, basado en los datos del Relationship Characteristics Study aplicado a una muestra de 1.938 universitarios de Florida en 2001. Tanto los niveles de consumo de drogas como de perpetración de violencia de pareja fueron similares para ambos sexos; más concretamente, el 31,6% de las alumnas y el el 27,8% de los alumnos habían agredido físicament a sus parejas durante los doce meses anteriores a la aplicación de la encuesta. (Estados Unidos, 2009)
Intimate Partner Violence Perpetration Among College Students: The Role of Gender Role and Gendered Violence Attitudes (Erin L. Nabors y Jana L. Jasinski) (Feminist Criminology, 2009; vol. 4; nº 1; págs. 57-82) - Los datos utilizados en este proyecto proceden del Longitudinal Study of Violence Against Women: Victimization and Perpetration Among College Students in a State-Supported University in the United States, 1990-1995, aplicado a una muestra de 1.580 mujeres y 851 hombres, con cinco mediciones realizadas a lo largo de cuatro años. Se formularon dos preguntas sobre violencia leve (arrojar objetos, agarrar y empujar) y otras dos sobre violencia más grave (golpear y golpear con objetos). El 30% de las mujeres y el 18% de los hombres se declararon perpetradores de violencia contra sus parejas. Las autoras consideran que este mayor predominio de violencia femenina se debe a que sólo se midieron actos de violencia de poca gravedad. (Estados Unidos, 2009)
Effects of Physical and Verbal Aggression, Depression, and Anxiety on Drinking Behavior of Married Partners: A Prospective and Retrospective Longitudinal Examination (Margaret K. Keiley, Peggy S. Keller, y Mona El-Sheikh) (Aggressive Behavior, Vol. 35, págs. 296–312 (2009)) - Los datos de este trabajo proceden de un estudio longitudinal aplicado a 195 parejas, casadas desde hacía 16 años, como promedio. Entre las dos fases del estudio transcurrió un intervalo de dos años y medio, y en ambas fases se aplicó el mismo cuestionario sobre consumo de alcohol, conflictos familiares y bienestar de los hijos. En lo que respecta a los conflictos familiares, se preguntó a ambos miembros de la pareja sobre la violencia de pareja perpetrada por ellos y por sus cónyuges durante el año inmediatamente anterior a la aplicación de la encuesta. Según los resultados globales cruzados, el 26% de las mujeres y el 14% de los hombres habían perpetrado violencia física contra sus parejas durante ese año. (Estados Unidos, 2009)
Exposure to Domestic Violence Between Parents: A Perspective From Tehran, Iran (Meroe Vameghi, Ali Feizzadeh, Arash Mirabzadeh y Golnaz Feizzadeh) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, doi:10.1177/0886260509340532) - Estudio aplicado a 1.495 alumnos de enseñanza secundaria (curso escolar de 2005-2006, 47'2% de chicas, edad media: 16,1 años) para determinar la violencia interparental presenciada a lo largo de su vida. Casi el doble de chicas que de chicos declararon haber presenciado violencia entre sus padres. En el 54,3% de los casos, el padre fue el único perpetrador; en el 37,5% de los casos, la violencia entre los padres fue recíproca; y en el 3,4% de los casos, la madre fue la única perpetradora. [Este es el único estudio de la serie cuyos resultados se apartan de las pautas de bidireccionalidad y simetría o de mayor violencia femenina observadas en los demás] (Irán, 2009)
Commission Versus Receipt of Violence During Pregnancy: Associations With Substance Abuse Variables (Golfo K. Tzilos, Emily R. Grekin, Jessica R. Beatty, Sara K. Chase y Steven J. Ondersma) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, doi:10.1177/0886260509354507) - Estudio basado en una muestra inicial de 78 mujeres embarazadas, pacientes de una unidad de cuidados prenatales. De ellas, 5 declararon niveles similares de perpetración y recepción de violencia y fueron descartadas del estudio para análisis ulteriores. De las 73 restantes, el 47% declaró mayores niveles de perpetración que de recepción de violencia, y el 14% declaró mayores niveles de recepción que de perpetración de violencia. En general los actos de violencia física fueron leves (empujar o agarrar) y sólo el 8% de los casos fueron graves (pegar o usar armas). (Estados Unidos, 2009)
Gender Differences in Partner Violence in Context: Deconstructing Johnson’s (2001) Control-Based Typology of Violent Couples (Jody M. Ross y Julia C. Babcock) (Journal of Aggression, Maltreatment & Trauma, 2009, vol. 18, págs. 604–622) - Estudio basado en una muestra de 281 parejas casadas o en situación equiparable al matrimonio que, en sesiones de unas tres horas por pareja, rellenaron por separado una serie de cuestionarios y participaron después en un debate en común. En la preselección de la muestra, relacionada con otro estudio de mayor amplitud, se aplicó el criterio de que la mujer hubiera declarado previamente insatisfacción o victimización en la pareja, lo que, según los autores, "pudo limitar el número de parejas en las que la mujer fuese perpetradora en exclusiva o de violencia grave". En conjunto, las mujeres perpetraron más actos violentos y un número similar de actos de control que sus parejas masculinas, y mostraron más hostilidad que los hombres durante el debate en común. Aunque la selección de la muestra se basó en la insatisfacción o victimización de la mujer, el 12% de las mujeres se declararon perpetradoras únicas en la pareja, mientras que el 16,5% declararon que el hombre era el único agresor. En cambio, el 11% de los hombres declararon que la mujer era la única agresora en la pareja, mientras que el 9% declararon que el hombre era el único agresor. Por último, el 2,5% de las mujeres sufrieron lesiones, en comparación con el 2,2% de los hombres (respuestas cruzadas, cuadro 2). (Estados Unidos, 2009)
The Nature and Correlates of Dating Violence among Jewish and Arab Youths in Israel (Moshe Sherer) (Journal of Family Violence (2009) 24:11–26) - Estudio basado en una muestra de 1.357 jóvenes (640 judíos y 717 árabes), de los que el 42,3% de los hombres y el 26,4% de las mujeres recibieron amenazas de sus parejas; el 35,3% de los hombres y el 13,3% de las mujeres sufrieron abusos de relación (malediciencia, rumores negativos, etc.); el 41,4% de los hombres y el 32,8% de las mujeres sufrieron violencia física; el 46,4% de los hombres y el 21,7% de las mujeres sufrieron abusos sexuales; y el 88,9% de los hombres y el 86,7% de las mujeres sufrieron abusos verbales. (Israel, 2009)
Bidirectional Partner Violence Among Homeless Young Adults: Risk Factors and Outcomes (Kimberly A. Tyler, Lisa A. Melander y HarmoniJoie Noel) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, vol. 24, nº 6, págs. 1014-1035) - Datos procedentes del Homeless Young Adult Project (HYAP), aplicado en tres ciudades (Des Moines (IA), Omaha y Lincoln (NE)) de los Estados Unidos, correspondientes a 166 jóvenes adultos (19-26 años, 40% de mujeres) con antecedentes de vagabundeo y vida sin hogar. Si se cruzan las declaraciones de ambos sexos, las tasas de perpetración de violencia de pareja son más altas en las mujeres (72%) que en los hombres (64%), con niveles similares de agresiones graves en mujeres (17%) y hombres (18,5%). (Estados Unidos, 2009)
Sex Differences in Intimate Partner Violence and the Use of Coercive Control as a Motivational Factor for Intimate Partner Violence (Marieh Tanha, Connie J. A. Beck, Aurelio José Figueredo y Chitra Raghavan) (Journal of Interpersonal Violence, 2009, DOI: 10.1177/0886260509354501) – Estudio basado en las declaraciones de 762 parejas participantes en un programa de mediación en el marco de sus procesos judiciales de divorcio. Aunque los autores insisten en que los hombres perpetraron más violencia, los datos no difieren sustancialemente en función del sexo. Durante los 12 meses anteriores a la aplicación del cuestionario, las mujeres sufrieron el 20,8% del maltrato píquico y el 2,9% del maltrato físico, mientras que en el caso de los hombres, los porcentajes relativos a ambos tipos de maltrato fueron del 17,2% y del 2,8%, respectivamente. (Estados Unidos, 2009)
ACLARACIÓN NECESARIAA lo cual sólo cabe añadir que, en contra del arraigado mito de la violencia femenina defensiva, la principal iniciadora de la violencia física en la pareja es, estadísticamente, la mujer, como se pone de manifiesto en la recopilación de 230 estudios mencionada. En 51 estudios de esa recopilación se aborda la cuestión de la iniciación de las agresiones físicas, y sus conclusiones son las siguientes:39 estudios registran mayores niveles de perpetración de violencia física no recíproca o iniciación de las agresiones físicas por las mujeres;
5 estudios, tres de ellos basados en sendas muestras de parejas en terapia conyugal, registran mayores niveles de perpetración de violencia física no recíproca o iniciación de las agresiones físicas por los hombres; y
los 7 estudios restantes registran niveles similares para ambos sexos.CONCLUSIÓNEvidentemente, y salvo que en nuestras cámaras legislativas se escuchen psicofonías o verdades reveladas, nuestros legisladores no pueden oír lo que las estadísticas no dicen. Sin duda, la pereza intelectual aligera el bagaje del político y facilita su ascensión al Olimpo parlamentario. Pero una cosa es llegar al Olimpo y otra estar en el Limbo. Ya lo explicó Groucho Marx, y eso que no era parlamentario español: "La sabiduría me persigue, pero yo soy más rápido". (JAD, 23/11/2009)

PEPE

Mensajes : 26
Fecha de inscripción : 17/12/2009

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.